Abandono Eterno

Sentir la nada en tu piel. Saber que la deriva es demasiado concreta. Sin presente, sin futuro, sin solución. Notar la dilución de la tierra firme y el final del infinito. Piel arrugada, corazón cansado y cara salada. Llorar de pena. Heridas que ya nadie lame, paredes que no existieron pero están.

Ser invisible. Siempre invisible. Hasta para quien no mira.

Y luchar, sin posibilidad de no hacerlo. Victorias que nunca fueron mejor que las derrotas.  Notar el agua invadiendo los pulmones y dejarse llevar. Abajo. Más. Hasta tocar tierra firme, que no lo es, ni lo será. Abandono eterno.

 

drown

Imagen by Deb Noyes
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s